martes, mayo 28, 2024

Este es el nutriente que te falta si se te cae demasiado el cabello

Recupera una melena sana, fuerte, suave y brillante consumiendo alimentos ricos en este elemento

Must Read

La pérdida de cabello puede ser un indicativo de que no estamos recibiendo suficientes nutrientes esenciales, entre ellos, destaca el zinc. Este oligoelemento juega un papel crucial en la salud de nuestro cabello, pues su carencia puede debilitar la estructura de la proteína que compone el folículo piloso, provocando así su caída. 

Así que si se te cae demasiado el cabello, pero no hasta el punto de que hayas recibido el diagnóstico de alopecia, todavía puedes luchar contra este problema y recuperar en poco tiempo tu cabellera sana, fuerte, brillante y suave. Lo único que necesitas hacer es mejorar tu alimentación porque la falta de un solo nutriente puede agravar el problema, ¡así que pon manos a la obra! 

Comparta este artículo

¡Olvídate de este problema!
¡Olvídate de este problema! Créditos: Freepik 

¿Qué se puede tomar para que no se caiga el cabello?

Si bien es cierto que lo ideal es que antes de que hagas algún cambio en tu estilo de vida consultes a un experto que te pueda orientar, lo cierto es que en muchos de los casos la caída prematura del cabello ocurre por factores que se pueden solucionar de forma rápida como es el caso de reducir los altos niveles de estrés o mejorar la alimentación. 

Por lo que no siempre recurrir a aplicar remedios caseros en nuestra cabellera o cuero cabelludo son la mejor opción; en ese sentido resulta importante recordar que cuando a nuestro organismo le hace falta zinc, es más probable que el pelo comience a desprenderse de forma alarmante. Toma nota y aprende cómo consumir este nutriente tanto de fuentes naturales como de suplementos.  

¿Cuánto zinc tomar para la caída del cabello?

De acuerdo con los Institutos Nacionales de Salud (NIH, por sus siglas en inglés), la edad es la que determina cuánto zinc debe de ingerir una persona al día y, por lo tanto, combatir problemas como la caída del cabello; sin embargo, no se debe de olvidar que cuando este nutriente nos hace falta en el organismo también se pueden presentar otro tipo de enfermedades de importancia.  

Recuerda que si tu diagnóstico es la alopecia, debes de tomar otras medidas. (Foto: Freepik)
  • Bebés hasta los 6 meses – 2mg de zinc
  • De los 7 meses de edad a los 3 años – 3mg
  • De los 4 a los 8 años -5 mg
  • De los 9 a los 13 – 8 mg
  • Hombres adultos – 11 mg
  • Mujeres adultas – 8 mg

Aunque lo anterior puede variar según las necesidades de cada persona, pues las mujeres adultas por ejemplo, necesitan aumentar su ingesta en etapas como el embarazo o la lactancia. Por otro lado, antes de comenzar a consumir este importante nutriente es necesario consultar a un médico que determine las cantidades adecuadas, así como las fuentes de las que se puede conseguir y en caso de ser necesario ir por suplementos.  

¿Qué tomar para la caída del cabello en mujeres? 

Ahora que ya sabes que el zinc puede ser una de las principales razones por las que se te cae demasiado el cabello, llegó el momento de tomar acción y comenzar a llevarlo a tu organismo de una forma segura. Algo que debes de tener en mente es que muchos de los alimentos que consumimos todos los días son una rica y buena fuente de este nutriente. 

Si no sabes qué tomar para controlar la caída del cabello, asegúrate que en tu alimentación diaria estén presentes los siguientes alimentos: 

  • Avez
  • Carne
  • Cereales fortificados
  • Huevo
  • Frijoles
  • Lácteos 

Los lácteos y los cereales son buena fuente de este nutriente. (Foto: Pexels) 

  • Mariscos 
  • Nueces
  • Ostras
  • Pescados

¿Cuál vitamina hace falta cuando se cae el cabello? 

Además del zinc, la vitamina D también es crucial para mantener la salud capilar. La deficiencia de esta vitamina puede agravar la caída del cabello, especialmente en temporadas como el otoño. El sol es una excelente fuente de este nutriente, pero también se puede obtener a través de la alimentación. 

  • Pescados grasos: Como el salmón, el atún y la caballa contienen altos niveles de vitamina D.
  • Huevos: La yema de huevo es una buena fuente de este nutriente.
  • Leche fortificada: Muchos tipos de leche se fortifican con vitamina D.

No obstante, es importante recordar que la suplementación de vitamina D debe ser supervisada por un profesional de la salud, para evitar la toxicidad y garantizar que se está obteniendo la cantidad adecuada.

- Advertisement -spot_img

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here

- Advertisement -spot_img
Latest News

Antonia Rubio se atendía por una alergia a su maquillaje y resultó que era cáncer

Un joven de 25 años de edad identificada como Antonia Rubio descubrió que tenía cáncer de tiroides luego de que pensó que ciertas...
- Advertisement -spot_img

More Articles Like This

- Advertisement -spot_img